La postura del placer

La postura del placer

Lo mejor del sexo en pareja es la compenetración en la cama, la forma de unirse con entre posturas placenteras gozando juntos con una penetración intensa y llena de caricias morbosas. Los besos y los roces calientes aumentan la excitación y elevan las ganas de llegar al orgasmo.

El sexo por la mañana

El sexo por la mañana

Hay mañanas en las que las ganas de gozar con tu chico son incontrolables, y mientras haces el desayuno, un simple gesto os lleva a la cama de nuevo. El deseo sexual se convierte en excitación, mientras se disfruta de placeres como el sexo oral y posturas placenteras para ambos.

Gozando con juegos de sexo

Gozando con juegos de sexo

Los placeres en pareja tienen su punto fuerte en la diversión… por eso, una parejita morbosa disfruta entre juegos de sexo y buscan la forma más placentera de llegar al orgasmo juntos, con el mejor placer oral y las posturas sexuales más intensas para ambos.

Tocándose con placer

Tocándose con placer

Cuando dos personas tienen ganas de disfrutar juntos, sus manos se pierden en el cuerpo del otro y la excitación crece, el calor les invade y el sexo intenso está asegurado. Besos y caricias dan paso a la mejor penetración, en la que los dos se unen de la forma más placentera.

Calor, humedad y placer oral

Calor, humedad y placer oral

Cuando una pareja se mete en la bañera para relajarse un rato entre calor y humedad, la cosa no acaba ahí… la excitación y las ganas de gozar son los encargados de ir más allá, y ella decide disfrutar con su hombre de un buen rato de placer oral, suavemente y de forma deliciosa.

Regalo caliente para él

Regalo caliente para él

En una pareja, los detalles más pequeños son suficientes para hacer disfrutar a nuestro chico y compartir el placer con él. Esta chica le anula el sentido de la vista a su hombre para intensificar todos los demás, mientras le acaricia, le besa y le hace gozar con el mejor placer oral.

La postura más placentera

La postura más placentera

Cuando practicamos sexo en pareja hay que eliminar los límites entre nosotras y nuestro chico, por eso lo mejor es dar rienda suelta a la pasión y dejar que nuestras fantasías sexuales fluyan por sí solas. Las posturas sexuales son las encargadas de encontrar la posición más placentera para que ambos tengamos un orgasmo intenso y delicioso.

Música, sexo y erotismo

Música, sexo y erotismo

Las escenas sexuales más sugerentes son las que nos dan la opción de imaginar, de hacer nuestra mente volar y llegar a tener las fantasías sexuales más deliciosas, mientras nuestro deseo aumenta y el calor se apodera de nuestro cuerpo, llegando a humedecernos.

Ardiendo en puro deseo

Ardiendo en puro deseo

Un poco de lencería sensual, una mirada llena de deseo o una sonrisa provocadora, puede hacer que tu chico y tú ardáis en deseo en segundos. El placer aparece entre juegos de sexo y momentos eróticos que terminarán convirtiéndose en orgasmo.